Ante empresarios, Guzmán descartó una baja rápida de la inflación

El ministro de Economía, Martín Guzmán, destacó hoy una rápida caída de la inflación y defendió el inesperado proyecto de impuesto a la renta, durante una reunión de empresarios que se dieron cita en el exclusivo hotel Llao Llao, a orillas del lago Nahuel Huapi.

En su presentación, el ministro de Economía mostró gráficos y vislumbró un «nuevo escenario» por el alza de los precios de los alimentos y la energía producto de la guerra. Lo calificó como «una oportunidad para agilizar inversiones», destacó el cierre de negociaciones con el FMI y llamó a «fortalecer la marca Argentina» en el exterior, es decir, darle más apoyo a la gestión de Alberto Fernández.

Su presentación concluyó minutos después de las 11 y fue cerrada con aplausos. Entonces empezaron a llover como misiles las preocupaciones que preocupan a los empresarios. “Reestructuramos la deuda, eso estuvo bien, pero no bajamos el riesgo país”, plantearon desde uno de los asientos. A lo que Guzmán respondió que “si bien no bajó del todo, estamos en ese camino” y reconoció que “la situación es difícil”.

Mientras en una de las alas del hotel los corderos patagónicos se asaban sobre las brasas, los dueños de las principales empresas se preocuparon por la inflación y sugirieron al huésped que «hay que bajarla bruscamente en dos años». Guzmán no se echó atrás. Les dijo que «hay que hacerlo con un programa consistente», como el que firmó con el FMI en marzo.

Pero también señaló la gestión de Mauricio Macri. “Eso ya pasó y no fue así, la receta simplista de bajar rápidamente la inflación generaría más inestabilidad y perjudicaría al país”, rebatió. Macri almorzó este jueves con los dirigentes de las principales empresas del país y no escatimó en reproches a los empresarios por apoyar en público sus medidas, sin el mismo ímpetu en privado.

Muchos de los interrogantes, sin embargo, apuntaban al inesperado proyecto de ley del impuesto a la renta, ya rechazado por los empresarios, propuesta que el ministro lanzó en vísperas del repunte de la inflación en marzo -la más alta en 20 años- y en medio de la campaña kirchnerista. ofensiva para desplazarlo. El titular del Palacio de Hacienda no solo ratificó la iniciativa, sino que duplicó la apuesta ante los pedidos de reducción de impuestos: “Los balances no salieron bien con la bajada de impuestos”. (DIB)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.